elpost

Información

El tiempo se agota para Marcelo y Adán

3 julio 2023

Foto; @Claudiashein

Jorge Torres

Marcelo Ebrard y Adán Augusto López son los dos contendientes de Morena que juegan a contrarreloj en la carrera por la candidatura presidencial.

Ambos están obligados a cambiar la narrativa que prevalece y los coloca en un segundo y tercer lugar en los sondeos de opinión.

Ebrard, en esa historia mediática sigue en promedio a 10 puntos de Claudia Sheinbaum, que anda por encima de los 30.

Para el exsecretario de Gobernación la narrativa está más cuesta arriba, pues ronda apenas los 8 puntos junto a Gerardo Fernández Noroña, del PT.

Pero las piezas del ajedrez comienzan a moverse de forma estratégica.

Este lunes 3 de julio aparecen publicados los resultados de un sondeo que elaboró “Poligrama” para El Heraldo de México.

Claudia Sheinbaum mantiene las distancia con 31 puntos, y Marcelo el promedio que conocemos con 20 puntos, pero la sorpresa es Adán Augusto, que remonta y obtiene casi 19 puntos.

La encuestadora no es relevante en el mundillo de los sondeos, y el medio no es una referencia en el ámbito de la prensa, pero el dato sirve para alimentar las redes sociales y tratar de reorientar la narrativa.

Marcelo, por su parte, ya habla de ruptura.

Este lunes se publican las declaraciones que le dio a La Jornada, un medio que sí es una referencia en la prensa de la Ciudad de México, y que sin duda impactará en la narrativa que define a Marcelo.

“”Lo único por lo que rompería con Morena, lo inaceptable, es que quieran hacer una chicanada, una cosa rara, una adulteración del sentido de la encuesta”.

Para Adán Augusto López es fundamental incorporar a la narrativa del “elegido” los puntos suficientes para legitimar un eventual dedazo.

Marcelo Ebrard, por su parte, deberá tejer con mucho tacto los argumentos que le permitan justificar una decisión que lo llevaría a romper con el presidente y abandonar el partido oficial sin quedar como un traidor.

Es muy probable que la forma en la que se realice la encuesta, que se decide estos días, marcará el destino político de Ebrard, y sin duda, el del resto de las “corcholatas” de Morena.