elpost

Información

Investigan a Goldman Sachs por la quiebra de Sillicon Valley Bank

Foto: Vía Twitter @WSJ

La Reserva Federal (Fed) y la Comisión de Bolsa y Valores (SEC), el regulador bursátil de Estados Unidos, están investigando a Goldman Sachs por la compra de la cartera de valores de Silicon Valley Bank (SVB), mientras a la vez ayudaba a este a conseguir una ampliación de capital antes de quebrar a mediados de marzo, reveló el diario estadounidense The Wall Street Journal (WSJ).

La quiebra de SVB, el banco especializado en finanzas tecnológicas de California, ha desatado una crisis bancaria sin precedentes en Estados Unidos y ha puesto bajo la lupa el papel de Goldman Sachs, el gigante de Wall Street que asesoró al SVB en sus últimos días.

Entre las cuestiones que se investigan está el hecho de que Goldman Sachs compró una cartera de valores depreciados a SVB por 1,800 millones de dólares, dos días antes de que el banco anunciara que buscaba reunir capital rápidamente para hacer frente a los retiros masivos de sus clientes . Esta operación resultó tener un papel central en la quiebra de SVB, que se produjo el 10 de marzo.

Además, Goldman Sachs fue contratado por SVB para recaudar más de 2,000 millones de dólares en fondos frescos, pero no pudo cerrar el trato y un pánico bancario a raíz de esa oferta condenó definitivamente al SVB.

“SVB contrató a Goldman Sachs para que le ayudara en una propuesta de ampliación de capital y le vendió una cartera de valores. Antes de esa venta, Goldman Sachs informó por escrito a SVB de que no actuaríamos como su asesor en la venta, y que SVB no debía confiar en ningún consejo del banco a este respecto, sino contratar a un asesor financiero externo”, dijo un portavoz de Goldman al WSJ.

Según reveló el propio Goldman Sachs en un documento bursátil, la firma está cooperando y brindando información a varias autoridades gubernamentales que investigan las actividades realizadas por el banco de inversión para SVB antes de su colapso.

Efecto dominó

La debacle de SVB tuvo un efecto dominó en el sector bancario regional de Estados Unidos, que ya ha liquidado a dos entidades más, Signature Bank y First Republic. Las repercusiones también resonaron en Europa, provocando una nueva caída en los precios de las acciones de Credit Suisse, lo que resultó en una fusión apresurada con su rival UBS orquestada por el gobierno suizo.

Los legisladores de California ya habían estado presionando para que se llevara a cabo una investigación federal sobre el papel que podría haber jugado Goldman Sachs en el colapso de SVB. Los 20 miembros demócratas de la Cámara, encabezados por el candidato al Senado Adam Schiff, solicitaron al Departamento de Justicia, la Comisión de Bolsa y Valores y la Corporación Federal de Seguros de Depósitos que incluyeran a la firma con sede en Nueva York en sus investigaciones preliminares.

Goldman Sachs alertó en su documento bursátil de posibles cambios en la política fiscal expansiva de la Reserva Federal de Estados Unidos tras la quiebra de SVB y advirtió de los riesgos que supone para la estabilidad financiera global .